Francia va a un segundo confinamiento por COVID-19



El presidente francés Emmanuel Macron anunció que, con la llegada de la segunda ola de contagios por Covid-19 a Europa y los récords de enfermos en el país, los franceses entrarán nuevamente a un confinamiento obligatorio nacional. El mandatario aseguró que el segundo embate del coronavirus "probablemente sea más duro y mortal que el primero", por lo que decretó las medidas de contención.

A partir de este viernes 30 de octubre toda Francia entrará en un confinamiento obligatorio con el fin de reducir el número de contagios por Covid-19. La medida se aplicará, inicialmente, hasta el 1 de diciembre dependiendo del aumento de contagios y fallecimientos en los próximos días.

La restricción, que recuerda a la que fue impuesta en el primer semestre del año, obliga al cierre del comercio no esencial como bares y restaurantes. Sin embargo, guarderías, colegios y escuelas secundarias permanecerán abiertas y los cursos universitarios se harán de forma remota. Además, aquellos que tengan familiares en hogares de ancianos podrán seguir realizando visitas.

Para salir de su casa, las personas deberán mostrar un certificado impreso, como se hizo en el primer confinamiento nacional, el cual debe ser presentado en caso de que las autoridades lo exijan: "Las únicas salidas autorizadas serán para ir al trabajo, a una cita médica, para dar asistencia, para ir de compras o para tomar el aire”, puntualizó Macron.

La estrategia para combatir la segunda ola de Covid-19 en Francia fue propuesta por el mandatario luego de haber consultado con científicos, autoridades, miembros del Gobierno y también con los presidentes de otros países de la Unión Europea.

Publicar un comentario

0 Comentarios