Barry amenaza con convertirse en huracán; apagones y fuertes lluvias acechan Nueva Orleans - Alerta Vigilante

Home Top Ad

Post Top Ad

13 de julio de 2019

Barry amenaza con convertirse en huracán; apagones y fuertes lluvias acechan Nueva Orleans

Millones de personas están en alerta ante la llegada de Barry; se espera que toque tierra en las próximas horas


Barry amenaza con provocar inundaciones devastadoras por toda la costa estadounidense del Golfo de México. Foto: AP



A la espera de la llegada de Barry a Nueva Orleans , fuertes lluvias, rachas de viento y apagones acechan la costa de Estados Unidos.


Con posibilidad de convertirse en huracán , la tormenta tropical Barry amenaza a millones de personas y pone a prueba las obras de prevención de inundaciones que se realizaron en la zona después de que el huracán Katrina devastara Nueva Orleans
hace 14 años.


Los expertos pronosticaron que Barry ganará fuerza de huracán poco antes de que su vórtice toque tierra en las próximas horas cerca de Morgan City , al oeste de Nueva Orleans , donde las autoridades locales ordenaron un toque de queda hasta las 6 de la mañana. Barry será el primer huracán de la temporada.


Te puede interesar: Trump confirma operación para deportar migrantes prevista para este fin de semana
El que se prevé será un día largo comenzó con lluvias intermitentes, interrupciones de electricidad y personas usando la luz de sus celulares para ver en la oscuridad y abriendo puertas y ventanas para dejar circular el aire cálido y pegajoso del trópico.
Al amanecer del sábado, más de 45.000 personas en el sur de Luisiana se encontraban sin electricidad.


La periferia de la tormenta se hizo sentir en Luisiana y la costa de Mississippi y
Alabama con aguaceros, al punto que las calles cerca de la costa quedaron bajo el agua.
Aunque se prevé que será un huracán relativamente débil con vientos poco más del mínimo necesario de 119 km/h (74 mph) Barry amenaza con provocar
inundaciones devastadoras por toda la costa estadounidense del Golfo de México.


Los expertos calculan que los peores daños ocurrirán en Luisiana y en partes de
Mississippi , y que unos tres millones de habitantes se verán afectados por las lluvias y los vientos del meteoro.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario